Clínicas, Centros Médicos y Dentales | Redsalud

Consejos y datos para cuidar tu cerebro

Los accidentes cerebrovasculares se pueden prevenir. ¿Cómo? Teniendo información acertada, saber identificar los síntomas y factores…. en este artículo dejamos información relevante, algunos perfiles que pueden llamar la atención, causas y factores de riesgo.

 

Los ACV o accidentes cerebrovasculares más comunes son: los isquémicos y hemorrágicos.

Los Isquémicos: se producen por una obstrucción arterial, y muchos de ellos se pueden prevenir de manera eficaz, con tratamientos.

Los hemorrágicos: se tratan de uno o varios derrames de sangre, causados por la ruptura de una arteria en el cerebro o en su superficie.

En el caso de las apoplejías (que entrarían en el primer grupo): se tratan de lesiones que se producen cuando se interrumpe o se reduce la irrigación sanguínea en el cerebro, el cual se queda sin oxígeno y nutrientes. Éstas requieren de un diagnóstico y tratamiento de manera inmediata.

Entre los factores que influyen en un ACV, se encuentran:

  •  Sufrir de hipertensión
  • Fumar
  • Tener el colesterol alto
  • Sobrepeso
  • Tener una vida sedentaria
  • Sufrir de estrés

 

Existe mucha información y mucha de ella pasa a ser mitos, datos que en realidad no aportan y lo que hacen es confundir. Entre ellos tenemos:

  • Creer que las mujeres son más propensas a sufrir de una apoplejía o acv, por el hecho de que padecen de várices.
  • Tener sexo puede aumentar los riesgos de un accidente cerebrovascular; ya que en el acto la presión arterial aumenta considerablemente.
  • Sólo los adultos puede sufrirlos. La gente joven también a causa de la obesidad, el estrés sumado a malos hábitos y consumo de bebidas energizantes mezcladas con algún fármaco estimulante.

 

De sospechar que alguien pueda tener un derrame cerebral, se debe trasladar a un centro de salud inmediatamente, entre los síntomas tenemos:

  • Debilidad o parálisis en el rostro, un brazo o una  pierna.
  • Pérdida repentina del equilibrio, mareos y falta de coordinación.
  • Disminución de la visión en uno o ambos ojos, visión borrosa o  doble.
  • Dificultad  para expresarse o  entender ideas simples.
  • Aparición de dolores de cabeza fuertes, junto a vómitos.

 

Esperamos que esta información que resume de todo un poco, pero con puntos importantes, sea de gran utilidad.

 

Share Button
Clínicas, Centros Médicos y Dentales | Redsalud
Clínicas, Centros Médicos y Dentales | Redsalud